04 mar

Red Local de Salud en Eskoriatza

El hospital de Debagoiena (OSI), el Centro de Salud de Eskoriatza y las áreas de Deporte, Prevención y Servicios Sociales, trabajan en conjuntamente en la creación de una red de salud. Con el objetivo de conocer Eskoriatza, se quieren identificar los elementos saludables del municipio, y a través de la intervención comunitaria, crear una red local de salud. Bajo el lema Eskoriatza, tu municipio, es salud, el ayuntamiento ha creado una encuesta con la idea de recabar la opinión de la ciudadanía.

En febrero se ha repartido la encuesta en ámbitos concretos: Centro de Salud, integrantes del ayuntamiento, centros escolares, actividades para mayores del polideportivo, asociación de jubilados y jubiladas, asociación de mujeres, en los barrios y entre las y los comerciantes, entre otros.

18 ene

Envejecimiento de la población

El aumento de la esperanza de vida junto a la mecanización de las actividades de la vida diaria, del trabajo, de los medios de transporte y de las actividades lúdicas, y los cambios que se han dado en los hábitos de la alimentación, se ha acompañado de un aumento espectacular del número de personas que presentan enfermedades que aumentan el riesgo de muerte cardiovascular como, por ejemplo, la obesidad y la diabetes.

Por ejemplo, el porcentaje de obesos de ambos sexos y de todas las edades en nuestro país ha subido del 8% en el año 1987 al 15% en el año 2007 (Ministerio de Sanidad, 2009), mientras que las cifras de obesidad son todavía mayores en la franja de personas mayores de 65 años de ambos sexos (13% en 1987 y 24% en 2007).

En lo referente a la diabetes, actualmente cerca del 10% de la población española de más de 30 años sufre una diabetes, buena parte sin saberlo, lo que puede suponer la escalofriante cifra de unos 3 millones de personas en España.

Se cree que la razón principal del aumento de la obesidad y de la diabetes se debe al aumento del 25% del número medio de calorías ingerido diariamente que se ha observado en nuestro país en los últimos 40 años (de 2730 calorías diarias por persona en el año 1970 a 3421 calorías diarias en el año 2003), al aumento relativo del consumo de grasa (del 29% del total calórico de la dieta ingerida en el año 1970 al 41% en el año 2003) (Ministerio de Sanidad, 2009), y a que la actividad física durante las actividades de la vida diaria y de tiempo libre es insuficiente para compensar estos cambios en la dieta y los efectos negativos ligados a la mecanización.

Esto explica que las enfermedades cardiovasculares y cerebro-vasculares se encuentren entre las causas más frecuentes de mortalidad específica en nuestra sociedad.